13.4.08

¿Lucha de clases? ¿Cuál lucha de clases? III

El conflicto con “el campo” en Argentina se inscribe en un proceso global de escalamiento de la lucha de clases. Para quien lea esto como una perspectiva optimista tengo malas noticias: se trata de un escalamiento llevado adelante por la burguesía que hunde aún más a las clases trabajadoras y hace más urgente que nunca la toma de conciencia rigurosa y sin concesiones de la gravedad del problema.

La gravedad del problema viene dada porque en este caso lo que existe es una presión mundial al alza en el precio de algo tan básico como los alimentos.

Hace un tiempo un blogger me espetó una frase que decía más o menos esto: un plato de comida no puede ser el objetivo de un programa político. Como para cualquier integrante de la pequeña burguesía acomodada el plato de comida es algo dado, algo por lo que no hay que luchar, algo sobreentendido. Para mucha gente es así hoy aún, pero existe un serio riesgo de que ya no lo sea.

La Argentina es un país con soberanía alimentaria, privilegio poco común en el mundo. Soberanía alimentaria significa que el país es capaz de autoabastecerse de tantos alimentos como sean necesarios para garantizar una dieta completa: leche, carne, hortalizas, frutas, etc. Todo se puede cultivar en el suelo argentino, ergo no necesita importarse ningún alimento.

Pero la propiedad privada de grandes extensiones de suelo en un sistema capitalista se está revelando como lo que es: el paroxismo de la locura. Recuerdo a cierto jefe indio de América del norte, quien envió una carta al presidente de EEUU explicándole que la propiedad privada de la tierra se le hacía algo con tanto sentido como la propiedad privada del aire. Si la tierra es un bien sin el cual nadie puede vivir ¿cómo es posible que alguien pueda ser privado de ella? “La tierra no nos pertenece, nosotros pertenecemos a ella, porque de ella dependemos”.

Uno de los disparadores es el encarecimiento del petróleo, que incide en todos los costos indirectos relacionados con la logística. Pero también la necesidad de biocombustibles y la perspectiva de escasez es lo que está llevando progresivamente los precios al alza. En Haití ya ha habido manifestaciones (con sus correspondientes e infaltables muertos) por este encarecimiento.

En Argentina se nos quiere hacer creer que hay una pulseada cuando ya no la hay: el precio de numerosos alimentos ya ha subido y no bajará. La imbecilizada “clase media” verá sufrir su bolsillo en beneficio de quienes apoyó, como siempre le ha pasado y siempre le pasará en su eterno papel de cornuda de la historia. Pero aquellos que están muy cerca de no tener nada van a sufrirlo de verdad. Y de esto no se puede esperar nada más que nuevos brotes de violencia social, sea en forma de delincuencia, de protesta generalizada o política. Hay que entender que existen capas de la población sumergidas desde hace mucho tiempo, capas a las que se intenta gerenciar políticamente desde el sistema, pero que no pueden ser objetos de violencia continua sin que un día desaten su furia de una forma u otra.

El capitalismo recurre a un discurso en el que la palabra “seguridad” no deja de estar obsesivamente presente mientras no menos obsesivamente socava las bases de toda seguridad. La lógica del mercado tiende a imponerse por encima de toda legalidad y todo marco regulatorio y aquellos que aun conservan un salario que compra cada vez menos cosas piensan simplemente en cómo no caer al abismo tan temido. El capitalismo está en una progresiva fase de descontrol y no hay fuerzas organizadas a la vista que ofrezcan realmente ningún proyecto alternativo, a pesar de la enorme “creatividad” que demostró la izquierda posmoderna para renegar de Marx todo lo que pudiera mientras los problemas siguen ahí, y crecen ajenos al parloteo..

En Argentina la sojización del campo tiene consecuencias contantes y sonantes:

Las hortalizas y frutas han cedido 200.000 ha, lo que provocó el aumento en el kg de cítricos de casi un 300% en el Mercado Central desde e 2001, hecho que se explica porque el área de siembra de frutas cayó casi 100.000 ha. El cinturón verde que rodeaba a Rosario con cultivos de hortalizas ha desaparecido y está ocurriendo lo mismo con el de Santa Fe. Se redujeron un 80% plantaciones de hortalizas en sitios tradicionales como La Plata y Florencio Varela. Las hortalizas de hoja perdieron la mitad de la superficie que ocupaban, el resultado fue un aumento del 282% en el precio de la lechuga en el Mercado Central desde la salida de la convertibilidad.

Mientras el área sembrada total creció en 4.000.000 ha, mientras que la destinada a la soja creció 11.000.000 ha. Las siete de diferencia hay que restársela al resto de los cultivos. La razón es simple: el precio internacional de la soja se ha disparado y al mismo tiempo sus características genéticas – modificadas – la hacen sumamente resistente y por lo tanto de bajo costo.

En el país la soja constituye ya el 54% del área sembrada, aunque menos del 3% se consume en el país. Mientras tanto todo el resto de los cultivos que constituye la dieta de los argentinos ha bajado dramáticamente: en la última década el trigo perdió casi 2.000.000 ha de superficie, lo mismo el girasol, casi lo mismo el maíz.*

La estupidez es persistente, y no hay dato objetivo que pueda llamar a la reflexión a los numerosos creyentes en “la seguridad”; sin embargo esta reflexión es necesaria porque pone de relieve un problema estructural del capitalismo para el que hasta el momento no hay ninguna respuesta seria más que vagas promesas de “redistribución”, promesas que nadie tiene el menor interés en cumplir.

Todo debate se centra obsesivamente en actores políticos: los Kirchner, D’Elía, Carrió, Macri y otras numerosas figuras a las que es más o menos fácil vincular en transas y componendas varias. Lo que no se hace es analizar cuáles son los intereses concretos que actúan en la sociedad, de los cuales los políticos no son más que servidores directos o indirectos; intereses concretos significa clases sociales y propiedad de los medios de producción. Si el lock out patronal que iluminó este hecho con toda claridad no abrió los ojos ahora, es difícil adivinar cuándo.

El “kirchnerismo” no es más que un proyecto desesperado para salvar el desastrado capitalismo argentino, entablillarlo como se pueda y que camine. Pero los intereses que dominan el capitalismo saben muy poco de cuestiones políticas. La política es un estorbo, una estupidez de charlatanes incompetentes, sin embargo en tanto haya que mantener la ficción de la “democracia” esos charlatanes dependen de votos y no pueden dejar sectores enteros de la población fuera de la economía y la sociedad. La presión de “los mercados” no va a detenerse si de la sociedad no nacen fuerzas que la detengan.

Ahora se puede despotricar contra Kirchner, se pueden escribir aquí todos los comentarios que se quieran acerca de “los políticos” y “la corrupción” y preocuparse por “la falta de calidad institucional” como si esas fueran causas y no simples consecuencias. Se pueden seguir las interminables evoluciones de la claque política que discute todo, menos lo fundamental. La frase “los políticos” designa a unos meros empleados reemplazables por otros políticos, y a veces ni por eso sino por cómicos, vedettes o psicópatas. Ocuparse de ellos tiene poco que ver con la política si no se señala claramente los intereses que representan.

En tanto los “sectores populares” contenidos vagamente en estructuras más o menos clientelares del “kirchnerismo” siguen sin elaborar un solo plan de acción que contemple y exponga claramente la raíz del problema que está justo delante de la nariz: el dinero que sale de un bolsillo no se evapora en el aire sino que va a otro.

Enfrentar al capitalismo exige identificar proyectos alternativos e intereses a atacar y defender. Negociar parece cada día menos posible, y casualmente no por presión de los trabajadores, que vienen perdiendo su parte en la renta total de manera continua a escala mundial, sino por los señores de la guerra del capitalismo que empujan cada vez más los resortes de la presión económica, policial, militar y psicológica.

Enfrentar esta ofensiva es una tarea democrática inaplazable si no se quiere caer en niveles de vida africanos.



* Todos los datos provistos por Secretaría de Agricultura, y la Dirección de Mercados Agroalimentarios sobre Mercado Central; expuestos en la nota de Roberto Navarro en Página/12 06/04/08, de lectura recomendada, así como el Suplemento Cash del mismo día con numerosos datos.

56 comentarios:

El Verdugo en el Umbral dijo...

Que un escritor entrenado como Ud. decida poner como primer párrafo una completa declaración del pesimismo no es accidente. Vengo notando en sus notas enojo, ansiedad y poca confianza en las masas. Como si fuera poco "cierra" su texto afirmando (erróneamente) que la irreconciabilidad actual no se trata "casualmente" de la iniciativa de la clase.
Es cierto que no vivimos un auge de masas y está a las claras que la clase obrera no se está involucrando todo lo que debería. Pero puedo asegurarle que la profundización de la lucha de clases no puede nunca tratarse de la acción de uno solo de los sectores involucrados. Hoy en la Argentina no existe ninguna gran fábrica en donde no esté instalado el tema del salario. Que no lo pase la TV no quiere decir que no se está peleando.
La burguesía quiere más, eso no es novedad. Los trabajadores también querremos más.
El panorama es alentador en cuanto a la bronca, la falta de confianza en la política burguesa y en que el PJ y los partiducho de la izq. ni pintan por donde estamos los trabajadores.
Lo que nos falta teniendo es P a la altura de las circunstancias.
La disputa entre los monopolios abre grietas que estamos desaprovechando. No se trata de crisis de acumulación, sino de dominación. Los planes del capitalismo hacen agua.

Jack Celliers dijo...

Mire Verdugo, en primer lugar no soy un escritor, y menos "entrenado"; me rechazaron en el CENARD.

¿Enojo? seguramente. Respecto de la la situación en la que están demasiadas personas siento enojo. Hay mucha gente que no puede esperar el auge revolucionario de las masas y se muere ahora mismo. Si a Ud. le parece un asunto menor, a mi no.

Me tiene podrido el eterno optimismo de cierta izquierda que piensa que cuanto peor mejor, lo cual revela además de una paupérrima formación la falta de una cualidad esencial en un revolucionario: el dolor por aquellos que sufren aquí y ahora por más que el futuro sea luminoso, cosa que tampoco está sellada en el destino de la historia porque no hay ningún destino más que el que podemos construir.

¿Ansiedad? Quizás, y por las mismas razones. Yo diría mejor preocupación. La situación es objetivamente peor y tiende a empeorar, por más que los titulares de los diaritos de la izquierda indiquen "avances" en todas sus ediciones.

¿Poca confianza en las masas? Error: ni poca ni mucha. Las idealización de las masas - recordaba Trotsky - es ajena a un revolucionario. Las masas tienen sus debilidades y sus fortalezas, y las masas - que componemos, ya que no somos meros espectadores - necesitan - necesitamos - entender la urgencia del problema.

En cuanto a que ...la profundización de la lucha de clases no puede nunca tratarse de la acción de uno solo de los sectores involucrados... permítame decirle que el error es suyo: en toda lucha hay quien lleva la iniciativa y quien retrocede. Objetivamente hablando la situación de la clase obrera mundial es de reflujo respecto de hace 30 años, el nivel de confusión ideológica e inseguridad es mucho más alto y la falta de estrategia a nivel internacional es más que notoria. Los foros más importantes en los que se busca algún proyecto alternativo (con una participación de la clase obrera muy pequeña) están contaminados por un montón de ridiculeces Negri-Holloway-et altri.

El panorama hay que verlo como es, no hay otra forma de dar vuelta la situación. Ud. dice textualmente: Lo que nos falta teniendo es P a la altura de las circunstancias... ¡nada menos! Yo coincido con ese diagnóstico, ahora bien: Ud. entenderá que aún con un Partido de la clase la lucha revolucionaria está lejos de ser un paseo: lleva tiempo, lleva vidas y lleva no pocas veces desastres. Ni siquiera tenemos un Partido, por lo que no entiendo de qué "pesimismo" me habla. La situación es grave, no reconocerlo es ilusión.

Por último: Los planes del capitalismo hacen agua... no mire: no hacen agua nada. Dejémonos por favor de anunciar que el capitalismo se cae mañana porque lo vengo oyendo desde hace veinte años por lo menos. La descomposición del capitalismo y su impotencia para hacer frente a la demanda de sectores crecientes de la población mundial no significan que la revolución esté a la vuelta de la esquina.

Hay que entender esto: la revolución no es una consecuencia directa y automática de la descomposición del capitalismo, y justamente por eso es una necesidad urgente, un escenario de total derrumbe capitalista puede coincidir con la inexistencia plena de proyecto alternativo, en cuyo caso lo que ocurre es simplemente una progresiva degradación de las condiciones de vida en general. Y si no me cree: mire Africa y observe hace cuánto tiempo allí no se vive otra cosa que miseria. Cuénteme cómo funciona el capitalismo allá y yo le diré: funciona perfectamente.

Decir capitalismo es decir sus beneficiarios, y en ese sentido el capitalismo está más saludable que nunca: los millonarios embolsan hiperganancias crecientes; su único plan es seguir haciendo exactamente eso, y por eso sus planes andan perfectamente.

Los planes del capitalismo harán agua el día que la clase obrera organizada en un partido revolucionario haga peligrar seriamente la propiedad de los medios de producción, esa es exactamente la definición marxista de "derrumbe del capitalismo", y esto es precisamente lo que no está ocurriendo. Creer que el capitalismo se derrumba a causa de las sucesivas crisis financieras (que pagan siempre los mismos) es esperar maná del cielo: al capitalismo se lo hace caer, sólo no se caerá jamás.

LR dijo...

A mi me parece que el problema más acuciante o que más me preocupa es que no está planteada, en la Argentina, la cuestión del poder. Un ejemplo, desde el punto de vista teórico tengo mis simpatías con el PO, creo que son los más consistentes. ¿Pero cuáles son las restantes fuerzas de izquierda que compiten por encabezar las luchas de la clase obrera? El PTS que menosprecia al movimiento piquetero, el MST que caceroleó en la plaza de mayo con el conflicto del campo y que dice que hay que acompañar la experiencia del chavismo pese a que Chávez va a traicionar, la Izquierda Socialista que por el hecho de que no se hizo un acto de izquierda unificado termina no haciendo nada, el PCR, en fin, ¡El PC!.

Pienso que de todo ese abanico el PO es el que mejor está plantado. Ahora bien, desconozco cuál es su estrategia de poder. No se plantean la toma del poder. No hay que esperar el auge de masas para eso porque sino llegás tarde. Se trata de tener presente siempre la actualidad de la revolución aun cuando haya reflujo. Y no lo veo y por eso me angustia. Porque así va a haber otra crisis como la del 2001 o peor, la burguesía va a mantener el poder y va a reconstituir las bases de su dominación y de vuelta a esperar, sobre un tendal de muertos y vivos empujados a la miseria.

Es cierto que en las fábricas está planteado el tema del salario y que no hay que menospreciar esa reivindicación, pero también es cierto que la mayoría de los burócratas ya impusieron a las bases los arreglos con las empresas. Es decir, a la clase obrera la sigue manejando la burocracia sindical, mal que nos pese a todos y sin menospreciar los avances que ha hecho la izquierda en los lugares de trabajo.

El gran problema sigue siendo que no hay un partido de masas de izquierda en la Argentina. Eso es trágico. Que las organizaciones revolucionarias (o que se consideran tales) sigan con prácticas fraccionalistas no solo es trágico sino también criminal.

Saludos

Jack Celliers dijo...

Luk@s: Entiendo tu posición frente al PO porque es exactamente la mía. Ahora bien: para mí el hecho de no plantear el problema del poder es suficientemente grave como para que el PO - que en general tiene un nivel teórico muy superior en la izquierda marxista - se asemeje a cualquier otra fracción de izquierda. Tampoco me parece que haya tenido una postura correcta frente al lock out: el análisis es manco porque afirma "Esto es una pelea entre capitalistas" como si las crisis económicas y políticas no fueran coyunturas para enfrentar al enemigo de clase.

Por eso prefiero al PRT, porque plantea la cuestión del poder, a pesar de tener un nivel teórico más bajo. Plantear la cuestión del poder, incluso si la forma es debatible (insurrección, elecciones + organización + insurrección, lo que sea) es un activo fundamental para cualquier partido que se pretende revolucionario, incluso si no es marxista el planteo del poder lleva a posiciones marxistas aunque no se provenga de ellas, como pasó con el 26 de julio o el sandinismo.

Plantear el asunto es de por sí muy valioso, debatirlo, llevarlo a todas las instancias, que esté ausente indica que la organización está políticamente muerta.

LR dijo...

Jack, con respecto al lock out, fijate las prensas del PO, los titulares que tendrían que ser bien agitativos resultaron más bien propagandísticos.

Por ejemplo, yo hubiera titulado algo así como "El gobierno y el campo vacían las góndolas" a nivel agitativo y luego, en las editoriales explicar porqué es una crisis entre fracciones de la burguesía y por qué la única salida es obrera y socialista y no al revés.

Estoy también de acuerdo con respecto al PRT aunque no lo prefiera como vos. Lo valoro y mucho precisamente por plantearse la cuestión del poder, por no ser sectarios con otras expresiones de lucha en latinoamérica como sí lo es el trotskismo argentino pese a su prédica de internacionalismo. Estas cosas son quizás las más valiosas que le encuentro a los perros. El nivel teórico puede mejorar. Para eso tendrán que ganar cuadros intelectuales que asuman un programa revolucionario. Sin embargo, es tradicional en los guevaristas un menor vuelo teórico que en los troskos pero un mayor compromiso práctico que estos últimos. Una síntesis sería ideal.

El último encuentro al que fui, donde proyectaron Gaviotas, me dejó un sabor amargo. Sin embargo me emocionó en algunos momentos, como cuando ví tanta gente grande, militante de los 70 que todavía está ahí. Son los imprescindibles. No se si acordarás conmigo pero la generación del 80 y parte de la de los 90 está prácticamente ausente en esas organizaciones(me refiero a gente entre 30 y 45 años aprox.).

Jack Celliers dijo...

Acuerdo con vos plenamente, y curiosamente pocas veces acuerdo plenamente con alguien, si estamos errados entonces compartimos los mismos errores.

Vi Gaviotas. Lo del sabor amargo ¿por qué? Me lo podés contar por vía privada si querés.

Salud.

El Verdugo en el Umbral dijo...

Dejemos de lado lo de escritor. Su modestia no es suficiente. Sabemos que escribe y bien.
He leído con atención su respuesta. Me ha servido para reflexionar. De todos formas quisiera dejarle en claro que no tengo nada que ver con la izquierda ni con su pensamiento reformista. Justamente coincido con usted en que no cuestionarse el Poder es un hecho grave. También coincido en su visión de PRT en cuanto a posición y mirada estratégica.
Acá no importa lo que haga la izq. Es más, la burguesía les va a dar la oportunidad de gobernar antes de perder sus privilegios (Vea sino a España, Uruguay o Brasil).
Por otro lado quiero disentir con Ud en cuanto a nuestro porvenir africano. Eso es imposible. Se trata de la división internacional del trabajo. Posiblemente ocurra que grandes sectores de la nefasta clase media se vea desplazada de la media docena de privilegios concedidos en las últimos tiempos y tengan que acercarse a las fábricas o a la pobreza pero no seremos jamás Uganda.
Debo reconocerle que mi eterno optimismo es más un andamio psíquico que una posibilidad política e histórica. A mi también me tiene podrido, pero me niego a creer en un futuro a lo “Mad Max.”. Volarse la cabeza por ahora no lo voy a hacer. Si pasamos la edad media encontraremos la salida. Los patrones no van a repartir su torta si no se la arrebatamos. Pero están pasando cosas, ya se lo dije en varias oportunidades y Ud no hace comentarios al respecto.
Quisiera decirle que en medio del pantano que hay en el barrio en que nací y trabajo la cosa no está peor que antes. Tenemos muy claro que no queremos perder derechos arrebatados a tiros y huelgas. Cuanto mejor, mejor. Sobre todo porque ahora hay gas, teléfono, más escuelas y salitas, menos policía y más artículos electrodomésticos en todas nuestras casas. Ahora si,… para conseguirlo tenemos que laburar como esclavos,… eso no cambia.
En cuanto al dolor por el sufrimiento del pueblo y a la paupérrima formación… que decirle…cómo explicarle. Lo de la formación lo acepto. No me da para mucho. Aunque lo suficiente para darme cuenta que UD posee sensibilidad, mucha lectura, buena pluma y justeza política… por el lado del sufrimiento… hagamos algo…. Yo no juzgo lo que siente Ud (no sé quién es y Ud no evalúa mí angustia. Va?

PD: ¿si o si hay que tomar partido por uno de los bandos de la disputa de los ricos?

El Verdugo en el Umbral dijo...

otra cosa. Coincido con ud. No se trata de crisis de acumulación. Lo que tiene la burguesía es crisis de dominación. Nadie les cree...

CHESTERTON dijo...

¡Sellers!

Ya me estaba preocupando, pensé que nos había abandonado, y ya me lo imaginaba en tierras exóticas aleccionando a los aborigenes sobre el "como" instaurar el paraíso en la Tierra.

Luego ví que ningún desastre demografico había ocurrido en África o en el sudeste asiatico, y me quede tranquilo (no por ud., sino por ellos), pensando que debía seguir usufructuando las cómodas plusvalías de aquellos que tienen que trabajar de sol a sol.

Me enternece ver que otra vez se refiere al PP, al PO, al PU, al POPO, y se me cae un lagrimón al leerlo lamentandose que las masas no entiendan su sabio magisterio.

Pero toy seguro que a un zurdo hábil como ud., algo se le ocurrirá para paliar esta situación, mientras pisa blandas alfombras y bebe vino añejo.

¡Hasta la victoria siempre carajo! o hasta que se nos termine la genial invención de los galos y no podamos brindar más por los desposeídos.

Salud!

G. K.

Martín dijo...

Cada vez me dan más arcadas cuando oigo el verso de la "redistribución del ingreso". Definitivamente este gobierno no tiene cómo ocultar su doble herida: la de la inflación y el endeudamiento. Las políticas keynesianas han demostrado ser muy eficientes en momentos de crisis con el objetivo de suavizar las consecuencias sociales, pero totalmente destructivas a largo plazo. Una vez fuera de la crisis, deben abandonarse lo más rápido posible ya que acaban transformándose en una bola de nieve imposible de parar.

Por otra parte, JC, me resulta muy paradójico que en nuestro país haya tanta gente disconforme con el alza de precios de nuestros productos de exportación. ¡Imagínense si en Chile la gente protestase por la suba del cobre! Así como lo es el petróleo para los árabes, la soja constituye nuestra principal fuente de ingresos de divisas y por ende el sostén económico más importante. La sojización consiste, ante todo, en la adaptación de nuestro país a las exigencias del mercado internacional. Si esa adaptación conlleva el aumento de los alimentos básicos, una divisa fuerte puede ayudar a sustituir fácil y eficazmente esa escasez a través de la importación, de manera que no se detenga el crecimiento y los mercados puedan abastecerse. Producir lechuga para el mercado interno, por citar cualquier ejemplo, jamás será rentable para los productores si además de recibir su paga en una moneda devaluada se le imponen precios máximos y férreos controles. La Argentina pierde un momento único y si Cristina realmente cree tanto en la industria (y deberían elaborarse conceptos en base a que el campo es la base de toda industria), debería mirar más a Brasil, nación que supo cuidar y fomentar mucho más su industria y aún así, mantiene una moneda fuerte.

Por último, para LR: ¿qué significan todas esas siglas que escribiste?

Saludos.

Jack Celliers dijo...

Debo reconocerle que mi eterno optimismo es más un andamio psíquico que una posibilidad política e histórica.

Toda una declaración que exime de mayores comentarios.

De todos modos yo no tengo nada contra el optimismo, y además me faltan saber muchas cosas, sin ir más lejos las que Ud. me cuenta, que significan avances concretos en situaciones concretas. Sólo digo que los andamios psíquicos son peligrosos, por la posibilidad de derrumbe.

Volarse la cabeza no es un programa. O es por lo menos un programa más bien pobre y hasta diría aburrido. Así como juzgo la situación de manera realista y bastante cruda yo particularmente desaconsejo volarse la cabeza: no facilita el auge de masas, no forma políticamente y mancha la alfombra.

Cuando hablo de formación hablo de tener algunas cosas claras, no todas porque nadie tiene todas las cosas claras, yo el que menos. Hablo de no caer en errores comunes, que en algunos casos quizás no se deben tanto a falta de formación como a desesperación. La desesperación es mala consejera y suele llevar a la voladura de cabeza por caminos más o menos tortuosos: un esfuerzo al pedo. Intentar la lucidez y templar el estado de ánimo poniéndolo en contacto con lo que ocurre - sin ilusiones y sin desesperación - me parece el mejor camino.

Yo no juzgué nada de lo que Ud. siente, fue Ud. el que habló de mi ansiedad, enojo y falta de confianza en las masas ¿se acuerda? Y no crea que tengo tanta lectura ni tan buena pluma: Ud. sabe un montón de cosas que yo no sé.

Yo no creo que haya que tomar partido por un sector del capital, siempre defendí la independencia política de la clase obrera. Ahora bien: independencia significa actuar de acuerdo a sus intereses, en sus propios términos y exigiendo lo que está en directa relación con el interés de la clase.

Esto significa que en un conflicto interburgués el proletariado debe identificar aquellas consecuencias del conflicto que más lo afectan de manera directa y dirigir su acción a contrarrestarlas. Independencia de clase no significa equidistancia, o puntillosa retirada ante cualquier conflicto. Independencia de clase significa que la clase defiende sus intereses sin importar si coincide o no coyunturalmente con determinado gobierno o sector en pugna.

Una guerra de liberación nacional por ejemplo puede estar en línea con los intereses de la clase obrera y de una burguesía nacional. En ese caso la clase obrera debe actuar según sus intereses e incluso puede establacer pactos puntuales con sectores de la burguesía. En un conflicto interburgués el proletariado puede coincidir puntualmente con un sector determinado para enfrentar a otro.

Esto no es fácil, se necesita muñeca política, cuadros formados, etc. etc. pero es perfectamente posible. En este momento lo que ocurre es que el conflicto con la oligarquía reaccionaria del "campo" saca el pan de la mesa de los trabajadores, encarece los precios y a nivel mundial existe una presión al alza que dejará a grandes sectores del proletariado y los excluidos en la hambruna. Que el sector financiero o el sector industrial apoyen tibiamente al gobierno importa poco. Un partido de los trabajadores tiene una oportunidad y una obligación en ponerse al frente de la clase trabajadora para exigir que los alimentos no suban. Esta consigna básica puede transformarse rápidamente en consignas políticas si el conflicto se escala.

Este es uno de esos casos en los que lo inmediato (que no suban los alimentos) se articula con lo político (liquidación de la burguesía agraria) muy visiblemente. La posición artificial del los partidos de izquierda es una consecuencia de su paupérrima preparación política: creen que "este es un gobierno burgués" y punto, como si no hubiera muchas clases distintas de gobierno burgués.

Si por ejemplo mañana hubiera un intento de golpe de estado ¿qué habría que hacer? ¿Decir "es un problema de la burguesía, que se arreglen ellos"? Obviamente sería suicida: habría que defender al gobierno burgués democrático con todas las fuerzas, mientras estas fuerzas no alcancen para voltearlo tienen que servir para sostenerlo contra otras variantes peores del poder burgués, que siempre tiene conflictos entre sus sectores.

Con el lock out pasa lo mismo. Es un conflicto interburgués, pero las consecuencias del triunfo del "campo" son catastróficas para la clase obrera. Como todo reclamo de un sector de la burguesía sobre el propio gobierno burgués democrático tiene la forma de un golpe de estado (o golpe de mercado, o golpe económico).

Por su parte el poder burgués democrático es impotente, con lo cual el partido revolucionario se erige progresivamente en el único garante del sostenimiento de la política democrática gracias a la presión de las bases. A medida que las bases confían más en el Partido y lo nutren, más el Partido es capaz de luchar por reivindicaciones democrático burguesas... que el propio poder democrático burgués no puede garantizar. Esta contradicción es la que pone blanco sobre negro la necesidad de una revolución.

Así debería funcionar. Para que funcione hay que hacer las cosas bien. Hacer las cosas bien es identificar el interés objetivo de la clase y actuar en consecuencia, sólo así la clase reconocerá al partido revolucionario.

En cuanto a que la gente no cree en las propuestas políticas burguesas, yo lamento decir que no me parece suficiente. "Creer" o "confiar" son términos relativos: se puede creer muy poco en partidos democrático burgueses, pero se cree aún menos en un partido revolucionario, con lo cual la suma sigue dando negativa. No se trata de medir cuánto cree la gente en el circo electoral: hace mucho que no cree nada. Pero eso - nuevamente - no se traduce políticamente en nada sin un Partido de la clase. Queda votar a Zulma Faiad, o esos entretenimientos decadentes.

Jack Celliers dijo...

¡Chesty, querido! ¡El hombre de la baja Edad Media!

¿Qué hacés, freaky? Che, ¿tenés novia vos, o algo, no sé...? Pagaría por ver, mirá...

Eva de nadie dijo...

Las columnas del PI, del PO, del PU (Pueblo Unido) valen de poco si no dicen en un párrafo que las mujere estamos sometidas a un sistema de opresión desde que nacemos, desde que nos ponen un par de aros y nos enseñan que tenemos que obedecer a los hombres.

Jack Celliers dijo...

Un amigo mío me advirtió sobre que algunas opiniones no podían estar seriamente expresadas, tienen que ser una joda.

Igual la imbecilidad hay que tomársela muy en serio, yo insisto. Ojo.

El Verdugo en el Umbral dijo...

Celliers: Su respuesta es contundente y me hace entrar en contradicción.

PD: mis opiniones las digo en serio. Pero si me pregunta Ud, para mi, Chesterton tiene guión.

Eva de nadie: lo sé (digo lo del sistema de opresión, etc)pero en todo caso es derivado del sistema de explotación y no un problema central. Por otro lado debo reconocer que las mujeres serán oprimidas pero a mi me duele una en el pecho Me oprime hasta la locura.

Chesterton: ¿juega Ud al fútbol? Cómo me gustaría entrarlo en un cruce, abajo, contra el banderín del corner. Se me cae la baba de pensarlo

CHESTERTON dijo...

Sí, juego al futbol de vez en cuando, aunque reconozco que soy medio pata dura.

Entre nos....¿porque los laureles se los llevan los delanteros? ¿Quien se acuerda de esos proletarios defensores que meten "pata dura" para que otros puedan dibujar burgueses firuletes? ¿Eh?

Llegara el día en que no haya más equipos de futbol, porque los proletarios defensores se habrán unido en un Equipo Único, y le darán su merecido a los burgueses Maradona, Canniggia, a los Romario y demás opresores.

¡Hasta la victoria siempre carajo!

G. K.

Pd.: tiene razón Verrugo, su vida es de guion dialectico hegeliano de oposíción de contrarios, pero berreta, como la materialización que hizo Marx de la dialectica hegeliana.

La de la gente civilizada, en cambio, no esta guionada, puesto que admitimos lo contingente y la libertad humana.

Anónimo dijo...

Ya que tanta ideología hay aquí, propongo separar la música por tendencias políticas.
La música folclórica (León Gieco, Mercedes Sosa, Teresa Parodi) + Silvio Rodríguez son de la ultraizquierda marxista. El Rock Nacional (Bersuit, Intoxicados, etc.) es de progre posmoide keynesiano-feminista. El Rock Internacional (Bob Dylan, Depeche, etc.) es liberal-macrista. La cumbia es peronista-kirchnerista. El tango es de viejo radical. La música clásica es de viejo conservador. La música electrónica es de pendejo sin ideología.

Orden de materias de derecha a izquierda:
Contabilidad
Física
Matemática
Química
Biología
Historia
Catequesis
Literatura
Dibujo
Música

Jack Celliers dijo...

Chesty: Tu vida está guionada por Armando Bo.

Anónimo: ¿Teresa Parodi es la ultraizquierda? ¿La Bersuit feminista? Mmmmmhhhhhh... hace agua.

Para colmo, Santucho era... contador!

¿El jazz qué vendría a ser?

Nacho dijo...

Según esa clasificación catequesis estaría a la izquierda de... ¡historia! Seamos serios.

LR dijo...

Ano, fijate que a la entrada del blog dice: Reflexione antes de pensar

Severian dijo...

¿Enojo? seguramente. Respecto de la la situación en la que están demasiadas personas siento enojo. Hay mucha gente que no puede esperar el auge revolucionario de las masas y se muere ahora mismo. Si a Ud. le parece un asunto menor, a mi no.
.
.
.
.
.
Dejémonos por favor de anunciar que el capitalismo se cae mañana porque lo vengo oyendo desde hace veinte años por lo menos.


Confirmado: la bronca te hace severianista. Te compadezco....


al capitalismo se lo hace caer, sólo no se caerá jamás.

Sólo no, sino acompañado de todos nosotros... Un buen ejemplo: muchos alimentos suben de precio y van a seguir subiendo a medida que se agote el petróleo, porque las tierras cultivables serán usadas para plantar combustibles. Lo cual es trájico, además de por el hambre que genera, porque seguir quemando cosas para producir energía nos va a matar a todos. Y no es esto una proclama de la izquierda verde europea, nada mas lejano de mi ideología, sino una cuestion de supervivencia: no se van a extinguir los pandas, o eso en realidad no importa mucho, nos vamos a extinguir nosotros (quiero decir: margaritas va a haber siempre, el problema es que se van a acabar los giles que las miran)

luk@s:

Ahora bien, desconozco cuál es su estrategia de poder. No se plantean la toma del poder. No hay que esperar el auge de masas para eso porque sino llegás tarde.

Ud también se acerca al fogón del severianismo....

Anónimo: ¿tan gorilas somos los físicos?.... ¿más que los matemáticos y los catesistas? ¡No sea injusto, che!

Jack Celliers dijo...

El movimiento político está ya creándose en la blogósfera: ¡Reflexión o Muerte!

LR dijo...

¿severianismo?

No me diga que ya hay una fracción tal. ¿Se estará volviendo trosko?

tan versátil como acústica dijo...

2 cosas al súper margen:

1- no quiero decepcionarme ni alegrarme enterándome de qué piensan los jazzistas de política (la última vez que lo supe no pude volver a escucharlo)

2- me gustó mucho la abreviación "ano" para anónimo, con vuestro permiso, la tomo prestada para un par de casos.

Jack Celliers dijo...

TVCA: Mire, Paquito D' Rivera es un musicazo y un artista imperdible... politicamente es un miserable gusano. Leni Riefenstahl era una cineasta talentosa y personalmente una mediocre inescrupulosa. Wagner, en fin...

Hay que entender que una cosa es el arte y otra el artista.

El Verdugo en el Umbral dijo...

Varios días de laburo agotador. Llego. Leo los comentarios de jugo de ladrillo y me dispongo a escribir lo que vengo "maquinando"

Primero: el auge de masas y el qué hacer nunca me parecieron un hecho menor. Si eso se interpreta de mi comentario se debe a mi mala pluma El tema me quita el sueño y es el eje de mis acciones en todo sentido... y vuelvo a aclararle,.. mi pensamiento no pertenece al la "izquierda"

Segundo: No puedo dejar de pensar en por qué Celliers eligió una frase de Trotsky para referirse a la estimación de las posibilidades revolucionarias de las masas. Cellers conocedor de la literatura marxista - ¿leninista? no encontró mejor pensador o qué. Calculo que si yo citara a Stalin recibiría (justamente) duras críticas. ¿Entonces por qué citar al más polémico de los revolucionarios del 17? ¿El comentario de León fue hecho mientras era menchevique; jefe del Glorioso Tren Rojo (¡Viva!) y aplastaba a tibios, disidentes, traidores y conspiradores; o fue hecho a algún medio burgués financiado por la CIA?

Tercero: En estos día releí "Poder... y Poder..." de M.R.S. Allí encontré una frase que hubiese sido más apropiada para señalarme lo importante de no sobrestimar y de ajustarse a la realidad: "Prepararnos para resolver correctamente los difíciles problemas que han de plantearse.. ..., consiste en analizar objetivamente las características de nuestro país, la experiencia de nuestro pueblo, la dinámica de la lucha de masas, y en esforzarnos por conocer al máximo la experiencia internacional, es decir, la forma en que otros pueblos encararon y resolvieron cuestiones similares a las que se nos plantearán".
La contundente respuesta del exprimidor de bloques de adobe me hizo entrar en contradicción. Ahora veo que cumple con barias de las premisas expuestas por el incuestionable revolucionario Robi, y me entiendo más….

PD: Severian: oiga, si han prendido una fogata téngame en cuenta. “Cuando el fuego crezca quiero estar allí”

Severian dijo...


¿severianismo?

No me diga que ya hay una fracción tal. ¿Se estará volviendo trosko?


No lo creo... mas bién yo diría que el troskismo está degenerando...

Eva de nadie dijo...

Claro que el obrero es un explotado, doblemente: 1) en el sentido marxista, el capitalista extrae y se apropia de la producción del obrero, 2) en el sentido popular del término, es la víctima de un "negrero".

La idea si bien es correcta por incompleta no es del todo exacta, no tiene en cuenta que la obrera sufre una mayor explotación por la discriminación a la que es sometida desde que nace, y que cuando llega a su casa es explotada por el marido.

Eva Giberti lo ha demostrado, también para las amas de casa, el grupo femenino tan sometido como el de las obreras.

tan boluda como acústica dijo...

¿El pensamiento político de los jazzeros?. Mirá, colega ganadora del concurso Boluda Total, la mayoría de los jazzeros se orientan hacia la centroizquierda y la izquierda, siendo los primeros más precisamente liberales de izquierda y los últimos troskos del tipo de los clásicos rabanitos (como Jack Celliers): rojo por fuera, blanco por dentro.

La minoría que resta es más bien liberal de derecha.

Preguntá lo que quieras TVA. Te saluda TBA.

Jack Celliers dijo...

Verdugo: Mire, descubra Ud. un pensador "mejor" que Trotsky (aunque la categoría "mejor" es un poquito tosca, ¿no le parece?) propóngalo y lo debatimos, no hay problema. Siquiera insinuar que Trotsky era un agente de la CIA es más propio de provocadores baratos. Tenga cuidado porque la delación sin pruebas es exactamente lo que busca el enemigo.

Toda crítica es aceptada en tanto sea rigurosa, puntual, específica. Decir que "Trotsky es polémico" no agrega nada, Marx es también polémico. Sea más preciso por favor, que es una cualidad de toda persona con las ideas claras.

Eva de nadie es evidentemente un personaje creado para provocar diciendo pelotudeces, no me creo que alguien sea tan nabo, definitivamente.

Aunque todo es posible, qué se yo...

Tan boluda como acústica: Los comentarios de gente que de entrada admite boludez intrínseca no creo que merezcan demasiada respuesta.

El Verdugo en el Umbral dijo...

Pruebas contra Troski... bueno la historia... fue desterrado de todas la revoluciones proletarias del universo (Vale decir de todos los estados socialistas que en un momento representaron la mitad de la población mundial) ¿algo más?
Polémico Marx?? no . Crítico en tal caso. Si Ud se sube a la cuerda floja de la dialéctica con troski a babucha se va a caer... eso quise decir. Ayer y hoy a los troskistas le dan de patadas en el culo en todos los movimientos de masas (no me venga con el caso de Bolivia).
Yo no aseguré ni confirmé que fuera agente de la CIa. Pero si se toma el trabajo verá la cantidad de reportajes, notas, etc que dio a medios burgueses dándole pasto a las fieras. En definitiva al carajo con torski. No corta ni pincha. ¿Su pensamiento? pura literatura...
He visto que en varias ocaciones Ud se referencia con el PRT. Bueno allí tiene un ejemplo del lastre que significó el troskismo y el precio que costó liberarse de él.

Pero no se enoje con migo. Yo no soy el enemigo. Tan solo un confundido, un luchador casi a ciegas y solo.

Cambiando de tema. He leído acá que Ud anduvo por varios lugares de Europa. Quisiera hacerle algunas preguntas que resultaría útiles para mi trabajo docente. Prefiere que le pregunte acá o en el post que corresponde?

Jack Celliers dijo...

Verdugo:

Mire camarada, el pensamiento marxista (y el pensamiento crítico en general) requieren de profundidad. Decir que "Trotsky fue expulsado de todas las revoluciones proletarias" es identificar la revolución proletaria con el stalinismo.

Trotsky fue expulsado de Rusia por Stalin y su camarilla, fue expulsado asimismo de numerosos estados burgueses que se negaron a recibirlo (Noruega por ejemplo). Trotsky fue el fundador del Ejército Rojo y su general más brillante, y es el más dialéctico de los pensadores marxistas. Fue vilmente asesinado por la espalda por los esbirros de la NKVD. La producción teórica de Trotsky es recomendable para sacar de la ignorancia al peor de los ignorantes.

El lastre para el PRT fue su lamentable alianza con el Partido Comunista. Ejemplos de la degradación política del stalinismo hay tantos que me fatiga traerlos aquí. Trotsky es el único pensador que predijo la caída de la URSS y sus motivos ¿Ud.conoce algún otro? ¿Tiene una explicación para la estrepitosa caída del "socialismo real", caída que Trotsky se cansó de predecir mientras nadie le daba bola y lo acusaban (¡como ahora Ud!) de "darle pasto al enemigo".

Los marxistas, estimado, seguimos pagando aun hoy el haber defendido al stalinismo encarnado en el "socialismo real" con la excusa de "no darle pasto al enemigo". Lo estamos pagando muy caro, tan caro que las masas no creen hoy en partidos marxistas más de lo que creen en partidos burgueses.

Lea un poquito a Trotsky sin prejuicios. Trotsky barrió con seis ejércitos de intervención imperialistas de la Rusia soviética, organizó un ejército proletario de la nada, y es más: sentó doctrina militar acerca de cómo organizar un ejército revolucionario, lo puede leer en sus escritos militares. Ahora viene Ud. a decir que lo de Trotsky es "pura literatura". Lo felicito camarada, espero ansioso que Ud. me escriba alguna novela como las que escribía Trotsky.

"Medios burgueses" son los únicos que Trotsky encontró para divulgar sus ideas al proletariado mundial por la sencilla razón de que ningún medio comunista - cooptados por la burocracia stalinista traidora - le dio ni pan ni agua.

Que los partidos trotskistas mundiales dan en su mayoría pena, no lo dudo. Pero una cosa es el trotskismo contemporáneo y otra cosa es Trotsky. Lea más a Trotsky y menos los periodiquitos del MAS.

Ud. no es el enemigo y yo tampoco, pero necesitamos debatir estos temas y tienen que quedar claros. Mientras avanzamos hay que compartir el conocimiento y chocar todas las veces que sea necesario, porque la realidad impondrá la necesidad de revisar los puntos de vista.

Saludos revolucionarios.

El Verdugo en el Umbral dijo...

Reconozco mis prejuicios contra León. Intentaré leer algo. En su momento compré un par de libros a un compañero de trabajo pero ni los toqué.
De todas maneras no leer a Troski no es ser Estalinista.
No fue prohibido solo en la URSS (que sin él siguió siendo un ESTADO PROLETARIO) También fue desterrado de Vietnam, Coba, Nicaragua, Yugoslavia. Checoslovaquia, Corea, China, Laos, Angola, Rumania, Bulgaria, gran parte de la España Republicana, etc..
Ud Escribe: "Decir que "Trotsky fue expulsado de todas las revoluciones proletarias" es identificar la revolución proletaria con el stalinismo.”, “Trotsky fue expulsado de Rusia por Stalin y su camarilla"
Esto es responder a cuestiones concretas con una "máxima" general (aunque en el caso del supuesto Estalinismo llegue a esa categoría). Más bien dirá que esos pueblos no necesitaron al "discidente" Mire el caso de Vietnam. Con el Troky del Ejército Rojo era suficiente.
Y no fue el único que vio venir la caída. El imperialismo también. Pero si se refiera a algún marxista, tal vez, esta carta de Gamsci aporte algo.

http://www.marxists.org/espanol/gramsci/oct1926.htm

PD: no respondió mi anterior PD:
PD: ¿vio lo que ocurre con León? Hablamos de él y ya no debatimos de la realidad nacional (K Vs. campo).

Saludos Revolucionarios

Anónimo dijo...

Eso de la "soberanía alimentaria" es una verdad a medias; lo mismo que el mito de la producción de alimentos para 300 millones de personas.
La tierra produce si se la trabaja.
Y produce en cantidades suficientes en términos modernos, si se la trabaja empresarialmente (con unidades económicas mínimas). La silla ya está inventada.

LR dijo...

Verdugo, criticar a León sin haber leído nada no habla muy bien de vos. Es absolutamente pedante cuestionar algo de Trotsky sin haberlo leído. Es realmente una barbaridad. No sólo porque acertó al escribir, en 1905, como sería la revolución de 1917 (Resultados y Perspectivas), no sólo por haber organizado el Ejército Rojo, no sólo por haber denunciado, desde que empezó a formarse, el burocratismo soviético, no sólo por advertir al Partido Comunista Alemán lo que debía hacerse para evitar el ascenso del nazismo, no sólo por algunas de esas cosas sino por todo eso.

Ahora me queda más claro.

Los errores del trotskismo en nada se equiparan a las barbaridades del stalisnismo, barbaridades que costaron la vida de, por ejemplo, un millón de obreros en Shangai, que costaron ahogar en sangre al proletariado alemán, la revolución griega, la revolución española, en fin, Stalin ha sido el gran organizador de derrotas.

Lo tuyo es lo que hacían los stalinistas del PC: La directiva era, no lean a Trotsky. Me hubiera gustado verles la cara a los PC cuando Jruchev corroboró la autenticidad del testamento de Lenin.

Verdugo, leelo al mentado León, vale la pena.

El Verdugo en el Umbral dijo...

Hablando de profesías...
”El trotskimo sabe de un radicalismo teórico que no logra condensarse en fórmulas concretas y precisas”.
José Carlos Mariátegui

Jack Celliers dijo...

Verdugo: una cosa es Trotsky y otra el trotskysmo, no entiendo el sentido de cargarle a uno los problemas del otro.

El PRT es el partido revolucionario marxista que logró sentar bases en la classe obrera mejor que ningún otro, enfrentando una represión creciente y a un peronismo que estaba en su mejor momento. Fue declarado el enemigo número 1 de la dictadura militar en su lista de objetivos a abatir y es el único partido que hoy al menos pone sobre la mesa la cuestión del poder.

Lo digo por su otro comentario en el que lo califica de "poco serio". Tiene enormes deficiencias, es cierto, pero ¿tiene Ud. una alternativa?

Saludos.

Anónimo: No, no es una verdad a medias sino un hecho, Argentina no necesita importar alimentos para alimentar a su población. Por supuesto que se necesita trabajarla, nadie lo negó, pero no es lo mismo trabajar la pampa húmeda que trabajar las alturas del Golan.

El Verdugo en el Umbral dijo...

Celliers hay más de un PRT en la actualidad. Por lo menos yo ví dos Combas distintos. Similares pero de diferente grupo. Eso es poco serio.
Sin dudas el PRT fue el partido marxista-leninista con más raíces en el Pueblo argentino. ¿pero hoy?
Escuchó hablar de una revista llamada "LA Comuna"
Vea:
http://www.prt-argentina.org.ar/
ó...
http://www.prt.5u.com/

No queda claro. Si quiere seguimos el tema vía mail.

Saludos revolucionarios.

PD: deme tiempo. Estoy leyendo "El corazón de las tiniebles", Jugo de ladrillo y escuchando Jazz... ya no alcanzan las horas... creo que voy a empezar a leer "La historia de la revolución Rusa" de Troski que está sin tocar en mi biblioteca desde hace 10 años, por lo menos.

Jack Celliers dijo...

Compañero, yo le doy todo el tiempo del mundo... los temas los saca Ud! Yo le contesto nomás.

Jack Celliers dijo...

Otra cosa: si yo fundo un partido revolucionario y lo llamo "X", y luego viene otro y funda el "X-Fracción más revolucionaria" y luego otro funda "Partido X II Congreso por la Revolución y la Tira de Asado"... no es culpa mía. Es tarea suya fijarse quién dice qué cosa en lugar de abrir los brazos y decir "¡Qué poco serio!"

¿No le parece?

El Verdugo en el Umbral dijo...

No tenga dudas me he fijado. Lo que ocurre es que Ud habla en presente de un partido que es varios o por lo menos dos con el mismo nombre y la misma publicación. Uno pareca más serio que el otro.


PD: le llelgan los molestos mail que le envío?

El Último Jacobino dijo...

Definitivamente este blog es extremista. Subersivo. Una cosa es la guillotina. Otra es el terrorismo.

mary . dijo...

Gracias, de verdad, por escribir reflexionando, y por decir cosas más interesantes que las que vengo escuchando desde hace un tiempo...

Anónimo dijo...

Perdón que insista en temas prosáicos, por fuera de la finísima discusión doctrinaria de fondo.
Pero la escala de la producción debe ser necesariamente empresarial (uso de grandes capitales, importantes extensiones de tierra, etc.), salvo claro está que busquemos retroceder al medioevo (cosa difícil si se tiene en cuenta el número de la población).

Jack Celliers dijo...

Anónimo: No entiendo bien qué querés decir con esto ¿se trata de una defensa del latifundio? Si es así no puede ser más desafortunada, porque de lo que se trata en este post - perdón si no he sido claro - es de la propiedad de la tierra.

Que se empleen "grandes capitales" y "grandes extensiones de tierra" no quiere decir necesariamente que todos esos capitales y todas esas grandes extensiones de tierra tengan que pertenecer a capitalistas.

Se pueden tener grandes extensiones de tierra con grandes inversiones de capital sin que necesariamente la propiedad esté concentrada en 50 familias. Es lo que ocurre en casi toda Europa por ejemplo, donde existen políticas contra el latifundio y de protección a los pequeños productores (muchos pequeños productores sumados dan esas "grandes extensiones de tierra" y "grandes inversiones de capital" de las que hablás).

Pero si vamos al fondo en el problema de la propiedad, yo te diría que tenés razón: para gestionar la producción de grandes extensiones de tierra con importantes inversiones de capital nada mejor que una economía planificada y la eliminación de la propiedad privada de la tierra. No hay extensión de tierra y gestión de capitales más grande que esa.

Anónimo dijo...

1) Una vez más, perdón por la insistencia.
2) Los 6600M de personas en el mundo requieren de ingentes cantidades de alimentos que, para el caso de los granos, sólo pueden ser abastecidos por empresas agrarias que EXPLOTEN grandes extensiones de tierra con criterios científicos.
3) El significado subliminal de la palabra "LATIFUNDIO" no es feliz, ya que refiere a más a "grandes baldíos" que a lo que intento explicar.
4) El tema de la "propiedad" es diferente; yo sólo me refería a conceptos técnicos de productividad. Igualmente con los arrendamientos, el tema de la "propiedad de la tierra" se relativiza. Los pooles de siembra - entendidos como "vaquitas" de pequeños inversores que se juntan para hacer una gran explotación, viable en términos económicos - tendrán la "propiedad" sobre el producto, contra pago de un arriendo (renta que se lleva el propietario de la tierra). ¿Estos pooles son economía concentrada marxísticamente incorrecta?
5) Sobre la colectivización, preguntarle a los 3 millones de norcoreanos que murieron de hambre en los '90, o a los otros tantos que perecerán (porque el estatismo de su país así ya lo dispuso) en el invierno que se avecina.

Jack Celliers dijo...

Una vez mas te contesto:

1) Perdonado.

2) Mentira. No "tienen" que ser abastecidos por empresas agrarias, no necesariamiente.

Empresas agrarias que explotan la tierra con criterios cientificos ya existen. El problema es que el objetivo de esas empresas es la rentabilidad, no darle de comer a la gente. Que ambos objetivos se complementen lo desmiente el aumento vertiginoso de los alimentos, producto de esta pasion por la rentabilidad.

En la Argentina, al ritmo del boom sojero, los alimentos para la poblacion han aumentado considerablemente: tenes todos los datos en el post, que no los invente yo. Podrias intentar refutarlos, cuestionarlos o interpretarlos de otra manera en lugar de venir a recitar el credo neoliberal.

En Europa (estamos hablando de economia euro) el arroz ha duplicado su precio en los primeros meses del 2008 (si: duplicado) y laultima semana aumento un 30% mas. Nadie entiende por que habida cuenta de que el arroz no se utiliza ni para hacer aceite ni para biocombustibles.

La razon es sencilla: especulacion. La perspectiva de escasez y suba de precios de cualquier bien hace que en el capitalismo los poseedores del bien lo retengan, aumentando el circulo vicioso.

Hay incertidumbre mundial acerca de la superficie cultivable para alimentos, no solo por los biocombustibles sino por el aumento de la demanda en China e India asi como la perspectiva de cambio climatico. Todos estos factores generan miedo al desabastecimiento, el miedo al desabastecimiento genera especulacion.

El problema es que en este caso el bien de marras es el alimento, no ipods.

Entretanto, el mundo esta lleno de esas empresas cientificas que tanto te gustan, pero el Programa Mundial de Alimentos de la ONU ha hecho recientemente un llamado desesperado reclamando urgentemente 500 millones de dolares. Millones de personas que son alimentadas por este programa no podran serlo si a principios de mayo no se consigue esta suma para hacer frente al aumento.

Igual no hay que preocuparse, vos ya sabes quien tiene la culpa de esta situacion: el estatismo de Corea del Norte, sin duda.

3) Latifundio no tiene ningun "significado subliminal" sino uno bien concreto: "finca rustica de gran extension", simplemente, segun el DRAE. El resto es invento tuyo.

4) El problema de la productividad no es tecnico, tecnologia sobra. El problema es politico. No se trata de ser "marxisticamente" correcto o incorrecto, se trata de una simple realidad: la concentracion de la propiedad de la tierra cultivable en Argentina va "in crescendo", cosa que a vos te debe parecer genial, porque esto es "capitalisticamente correcto". Sin embargo las cosecuencias son visibles, te copio parte de un interesante informe:

La ausencia de una reforma agraria en Argentina -a diferencia de la mayoría de los países latinoamericanos- consolidó un modelo de propiedad de la tierra al que solo pudieron acceder los sectores de medianos y grandes productores agropecuarios. Los más pequeños y los trabajadores rurales han habitado extensiones territoriales, constituyendo la posesión veinteñal la única forma de ratificar esas tierras como propiedad, que son en un gran porcentaje tierras de uso comunitario para el pastoreo y la producción forestal.

La falta de información entre los campesinos, el alto costo de los servicios jurídicos, la imposibilidad de realizar juicios de Usucapión, no han permitido hacer valer el derecho posesorio a la mayoría de familias que se encuentran en esa situación. Esta realidad da lugar a que sectores más capitalizados avancen sobre la propiedad campesina, sin que medie un proceso jurídico - político de defensa de la tierra de los sectores más empobrecidos.

Como resultado de esta grave situación el campo argentino se sigue despoblando: hasta 1976 con la esperanza de incluirse en el modelo semi-industrial urbano, y en estos últimos años ya con la certeza de que las ciudades "no pueden incluir a ninguna familia más" en el proceso económico productivo de país. Al observar los dos últimos censos agropecuarios (el de 1969 y el de 1988) la propiedad de la tierra en Argentina se ha ido concentrando en menos productores y en esta ultima década, además, en manos de empresas externas al sector, en muchos casos compañías extranjeras de carácter financiero.


Y en cuanto a los pools de siembra (a los que llamas con gran viveza criolla "pequeños inversores", jo jo, que astuto!), se caracterizan, en primer lugar, por tener un organizador que propone un plan de actividades de siembra que, una vez armado, es ofrecido a potenciales inversores y, en segundo lugar, por arrendar a terceros la tierra en la que se siembra. La escala, la tecnica de produccion y el andamiaje comercial que pueden exponer los pooles de siembra obligan a los pequeños productores a vender, aumentando el proceso de concentracion y extranjerizacion del suelo.

Aunque los pools no sean propietarios del suelo, si se erigen en concentradores y directores de la produccion y - junto al latifundio - agentes de la concentracion de la propiedad capitalista agraria en Argentina.

5) ¡Corea del Norte ysu estatismo! ¡Ahi el gran culpable! No se cuanta gente muere en Corea del Norte, pero gracias a dios eso no pasa en nuestra bendita patria. Nosotros si que tenemos capitalismo y empresas que cientificamente se dedican a ganar mill... digooooo, a explotar cientificamente la tierra. Eso si, un pequeño detalle nomas: la mitad de la poblacion argentina (¿conoces ese pais?) vive con menos de U$S 2 (dos dolares) al dia. En Tucuman hay chicos que mueren de hambre... Pero ojo: estamos mejor que en Corea del Norte, aqui para morirse de hambre no tienen que esperar ningun invierno.

Me pregunto como sabes lo que pasa en Corea del Norte, si no tenes la mas remota nocion de lo que ocurre a dos cuadras de tu casa.

Igual gracias por tu intervencion. Ni bien acabemos con Corea del Norte los alimentos van a bajar. Brishante lo tusho.

Saluditos.

Anónimo dijo...

Algunas respuestas a tus agresiones gratuitas podrían ser las siguientes:
"Ah... el campesinado argentino... es verdad, la meta a alcanzar es latinoamérica.¡A desalambrar!"
"Oh, renta, sanguinaria enemiga de los famélicos..."
Lo cierto es que no me parece "genial" ninguna concentración, ni "me gusta" empresa científica alguna (todo prejuicio de tu parte, seguramente porque el casual interlocutor no te habla en lenguaje trosko).
Korea del Norte no tiene la culpa de nada, aunque no es menos cierto que tiene una aberración marxista en el poder (porque lo más cerca que el marxiso teórico puede llegar de la realidad es ESO), que estatizó la producción y genera hambrunas contra el propio "pueblo revolucionario" (salvo que al dictador vitalicio lo asistan las salvajes repúblicas rentísticas del primer mundo).
Igual gracias; siempre es bueno informarse con quienes conocen a la perfección lo que ocurre a más de dos cuadras de su casa.

Jack Celliers dijo...

¿Agresiones? ¿Me podrias mencionar alguna? Lo he releido y no entiendo donde te "agredi", me limite a contestarte punto por punto con datos de la realidad.

Ah, claro, entiendo: eso es precisamente lo que consideras "agresion". Lo comprendo.

Lo cierto es que no me parece "genial" ninguna concentración, ni "me gusta" empresa científica alguna

Eso luego de escribir:

...sólo pueden ser abastecidos por empresas agrarias que EXPLOTEN grandes extensiones de tierra con criterios científicos.

...la escala de la producción debe ser necesariamente empresarial (uso de grandes capitales, importantes extensiones de tierra, etc.

¿La coherencia? Bien, gracias.

¿Por que no hablas del hambre en Cuba, que de eso si tenemos estadisticas al respecto? O de educacion, o de salud, o de indice de desarrollo humano. Mandate un cuadro comparativo con otros felices paises capitalistas: El Salvador, Honduras, Guatemala, Brasil (en en nordeste brasileño hay gente que directamente extrae sus alimentos de la basura) o la Argentina misma... O incluso algunas regiones de los propios EEUU donde los niveles de vida han caido al subsuelo (Louisiana es un excelente ejemplo).

La proxima vez te doy la razon en todo y no menciono ningun informe ni dato, asi no te sentis agredido.

mary . dijo...

Te compadezco...
Yo que vos haría un poco de "dictadura marxista" como la que hay en Corea y le eliminaría el comentario así me ahorraría la molestia de contrestarle...

Nacho dijo...

Qué pavada es ésa, mary? Bienvenido sea el debate liberal-marxista. ¡Hace falta más de eso y no menos!

Jack Celliers dijo...

Nacho: El debate siempre es necesario, el problema es que mientras debatimos la presión aumenta, y hay gente tan ciega por sus intereses de clase que piensa realmente llevar al mundo de vuelta a la barbarie.

Parece dramático, pero yo pienso que lo es.

Anónimo dijo...

"Liberal" O "Marxista"?
Acaso todo es así de maniqueo en el mundo de jack Celliers y sus comentadores?
No hay grises en la escala?
A los tibios se los vomita del blog?

Volviendo al intercambio de ideas tenemos que:
Lo cierto es que no me parece "genial" ninguna concentración... es contradictorio con ...la escala de la producción debe ser necesariamente empresarial (uso de grandes capitales, importantes extensiones de tierra, etc.

Y también que:

...ni "me gusta" empresa científica alguna... es contradictorio con ...sólo pueden ser abastecidos por empresas agrarias que EXPLOTEN grandes extensiones de tierra con criterios científicos.

O sea que, por brindar un dato estadístico (equivalente a los que acertadamente ponés en tu posteo) uno necesariamente tiene que ser un "enamorado" de ese dato económico real que expresa.

Bueno, voy a ejercer el derecho de disentir con tu tesis y a relevarte de continuar con este intercambio.

Un saludo.

Jack Celliers dijo...

Este blog debe ser uno de los más diversos en lo que a ideologías se refiere, y se han sostenido extensos debates con personas de ideologías muy disímiles. Me parece que no lo percibís sencillamente porque el maniqueo sos vos.

Por otra parte tenés un problema de comprensión de texto:

...sólo pueden ser abastecidos por empresas agrarias que EXPLOTEN grandes extensiones de tierra con criterios científicos... y ...la escala de la producción debe ser necesariamente empresarial...

Aquí no estás brindando el menor dato estadístico. Están diciendo cómo "deben" ser las cosas según tu punto de vista. Si eso es para vos un "dato estadístico" te diría que te compres un buen diccionario.

Como no tenés ni argumentos ni capacidad de aprender lo que hacés es "relevarme". Gracias pero no es necesario, podés irte cuando quieras, que yo sepa no te llamé.

Saluditos

Nacho dijo...

Anónimo: es una generalización, no sea pesado. Estar más o menos identificado con una escuela de pensamiento (en algo que tiene bastantes matices y mucha complejidad como las ciencias sociales, la economía, la política, etc.) no significa adherir a un dogma monolítico, pensé que se sobreentendía...

Cruz y Fierro dijo...

JC: Te las tirás de marxistas pero te la pasás chamuyando sobre la superestructura. La Revolución está a las puertas pero tal vez ni vos ni yo la vemos. Así es la cosa, flaco. No hay nada que vos puedas hacer para adelantar los propios tiempos de la historia. Este blog es diletante. Perdoname hermano, pero es así. ¿Dónde o con quién estudiastes a Marx? ¿No estarás sufriendo de progresismo? Volvé a las fuentes, si me permitís el consejo. Tu última posta sobre sicología me hizo a acordar a Miseria de la Filosofía...